Entre porras y batucadas ‘corcholatas’ de Morena se comprometen a la unidad

por | Jun 17, 2023

Compartir esta nota:

Con batucadas, botargas, movilizando a sus huestes, y en medio de porras, transcurrió ayer la larga jornada de registro de cinco de las seis corcholatas de Morena y sus aliados para ser quien represente a su movimiento en las elecciones presidenciales de 2024.

Lo hicieron también con el compromiso a la unidad y de respetar las encuestas, aunque también resaltó el desaire de Adán Augusto López, quien prefirió dar un primer mensaje sin límite de tiempo en un hotel capitalino y optó por enviar al diputado Leonel Godoy como su representante para el trámite partidista.

Afuera del local de registro, pese a las altas temperaturas que han aquejado los últimos días a la capital del país, transcurrió el desfile de playeras, colores, banderas, todo ello con un discreto acarreo y el lugar común de las consignas de «¡presidente!» o «¡presidenta!», que fueron el banderazo de salida.

El primero en arribar, a las 11:00 horas, fue el ecologista, Manuel Velasco, quien fue recibido por sus huestes llegadas en su mayoría desde su tierra natal, Chiapas, acompañados de una batucada y grandes botargas traídas de Chiapa de Corzo.

«¡Güero presidente!», gritaron los simpatizantes mientras el senador con licencia bajaba de una Suburban negra cargando a sus dos hijos pequeños. De inmediato fue arropado por la líder nacional del PVEM, Karen Castrejón, y diputados, pero con el vacío del dirigente en la Ciudad de México, Jesús Sesma, quien ya le había jurado lealtad a Claudia Sheinbaum.

A las 12:00 horas, el zacatecano Ricardo Monreal, en mangas de camisa, sudoroso, hizo su arribo después de una caminata de tres calles por la avenida Revolución, también cobijado por los suyos y los tambores de jóvenes que soportaron junto con él los casi 33 grados de sol a plomo.

Las consignas «¡presidente, presidente!» y «¡Es un honor estar con el doctor!», lo acompañaron hasta la escalera del hotel.

Al filo de las 14:20 arribaron Leonel Godoy y Rosángela Amairany Peña, representantes de Adán Augusto López, quienes, sin los reflectores del resto de las corcholatas, registraron al tabasqueño ante la dirigencia nacional de Morena.

A las 16:50 horas hizo su aparición el petista Gerardo Fernández Noroña, quien sorteó el bloqueo en la México-Cuernavaca y fue recibido por unos 200 festivos seguidores que lo mismo vendieron muñecos de «Noroñitas» que lanzaron la consigna «¡Noroña es pueblo!» y «¡presidente, presidente!».

Bajo las coplas del son jarocho El sonoro sueño, el abanderado del PT bajó de la lujosa Volvo 4×4 enfundado en una guayabera y fue apapachado por los suyos, quienes se arremolinaron y lo escoltaron hasta la escalinata.

Ya por la tarde-noche, a las 18:32 horas y en medio de un gran contingente de seguidores, batucadas y danzantes aztecas, Claudia Sheinbaum llegó al hotel sede para su registro. Danzantes de Guerrero con látigos y un mariachi la esperaban en las escaleras del hotel. «¡Claudia presidenta!», gritaron cientos de sus simpatizantes de distintas alcaldías.

Articulos relacionados